USUARIOS REGISTRADOS
USUARIOS REGISTRADOS

NOTICIAS

NOTICIAS Y NOVEDADES

Jueves, 17 de septiembre de 2020
Noticias generales

ENTREVISTA: Apol·lònia Julià, premio Erga Omnes 2020

Palma, 17 de septiembre de 2020

“Recibir este premio me confirma que cuando tu trabajo te gusta y lo realizas sin esperar nada a cambio, recibes recompensas”
• “Las autoridades deben valorar nuestro trabajo, pues hemos sido colaboradores suyos en cada momento de tramitación de ERTES, hasta el punto de asumir tramitación de prestaciones hasta ahora nunca realizadas, hemos trabajado como si fuéramos funcionarios públicos, pero sin serlo. Y nos gustaría que se valorara, y a su vez, que permitieran un canal de comunicación que facilitara la resolución de incidencias”.

• ¿Qué significa para usted haber sido nominada a este premio?

• Un inmenso orgullo. El recibir este prestigioso premio, otorgado en años anteriores a grandes juristas y profesionales de reconocido prestigio, es algo indescriptible para mi. No solo por el premio, sino por el significado que tiene el haber sido propuesta por tantos compañeros. Supongo que a nivel profesional, es una de las mayores satisfacciones que tendré nunca.

• ¿Cómo explicaría su experiencia de vivir la implicación personal, profesional durante esta pandemia y además la gestión del Colegio de Graduados Sociales?

• Esta crisis ha motivado situaciones personales impensables y en algunos casos, de gravedad, entre compañeros. Inseguridades jamás vividas, situaciones extremas de carga de trabajo, en un situación no olvidemos que de pandemia y confinamiento generalizado, en el que no hemos podido parar. Debíamos seguir sin descanso para poder atender las necesidades de empresas y trabajadores. He intentado estar junto a ellos no solo a nivel profesional, sino también a nivel personal y humano. Les he intentado animar cuando nuestras fuerzas flaqueaban y sobre todo, he intentado estar a su disposición en cualquier hora y momento, sin pensar que día o que hora era. Es mejor vivir el presente, pero cuando pienso en lo que hemos pasado a veces sigo emocionándome. Mis hijos y mi marido veían que lo que hacía de alguna manera era necesario, pero evidentemente no he podido vivir esta crisis en familia. Sin embargo, la situación lo requería y estaba convencida de hacer lo correcto.

• ¿Cuáles han sido sus prioridades durante esta pandemia para ayudar a los colegiados?

• Estar pendiente en todo momento de cualquier cambio normativo, informar de forma rápida, ser la unión entre las diferentes administraciones intervinientes, aclarar criterios y sobre todo, reivindicar la importancia de nuestra labor profesional siempre que he tenido ocasión. Además de intentar aclarar dudas y ayudar a los compañeros que pudieran tener alguna problemática concreta.

• ¿Qué enseñanza, aprendizaje se lleva de recibir este premio, que aunque no se pueda celebrar por las medidas de seguridad, seguramente podrá hacerlo en familia?

• La celebración llegará, sin duda, cuando sea el momento, porque debemos celebrar no mi premio, sino la labor realizada por todos los Graduados Sociales durante esta crisis. Nos merecemos una gran fiesta. El recibir este premio me confirma que cuando tu trabajo te gusta y cuando lo realizas sin esperar nada a cambio, recibes recompensas. Sinceramente no me lo esperaba y sigo pensando que he hecho lo que debía, pero estoy inmensamente agradecida al comprobar que mis compañeros han valorado mi esfuerzo y trabajo constante de estos meses. Han sido muchas, muchísimas, las muestras de cariño recibidas estos días.

- ¿Qué mensaje entregaría a sus compañeros colegiados? ¿Y a las autoridades de Baleares y Estatales con las que ha estado en contacto representando al colegio?

- A los compañeros les diría que deben seguir luchando y que deben sentirse muy orgullosos. Que deben valorar su labor profesional para que sus clientes puedan valorarla igual. La tremenda carga de trabajo y la responsabilidad que asumimos en cada acto debe ponerse en valor. Hemos tenido que afrontar una cantidad ingente de normativa en muy poco tiempo, agotados tras horas y horas de trabajo, estudiando y analizando la mejor situación a cada empresa, a cada trabajador. Hemos atendido miles de situaciones no valoradas por nuestras autoridades en su totalidad, como bajas médicas, maternidades, paternidades, accidentes laborales, pluriempleo, activaciones y desactivaciones constantes, que sumado a la ya complicada tramitación de los ERTES han provocado como he dicho situaciones muy difíciles de afrontar. Aún así, lo hemos hecho. Y además, hemos atendido multitud de consultas derivadas del colapso de las administraciones, puesto que los trabajadores en muchas ocasiones no sabían dónde acudir. Por ello, sigo insistiendo en que nuestra labor ha sido fundamental durante esta crisis. A nuestras autoridades les pediría valoración y colaboración constante. Deben valorar nuestro trabajo, pues hemos sido colaboradores suyos en cada momento, hasta el punto de asumir tramitación de prestaciones hasta ahora nunca realizadas, hemos trabajado como si fuéramos funcionarios públicos, pero sin serlo. Y nos gustaría que se valorara y a su vez, que permitieran un canal de comunicación que facilitara la resolución de incidencias. Me consta que lo primero se está consiguiendo. Puedo asegurar que muchas de ellas valoran nuestro trabajo, sin embargo la vía de comunicación con los profesionales no es fluida o en algunos casos, es inexistente. Es indudable que el canal de comunicación ciudadano-administración debe existir, pero esta crisis ha reflejado que ante una situación técnicamente tan complicada, solo quien tenga la cualificación profesional pertinente puede llevarla a cabo con éxito.

- ¿Cómo debería ser el futuro de los Graduados Sociales tras la pandemia?¿Qué enseñanza queda para los estudiantes de relaciones laborales que se preparan para la profesión? ¿Por qué deberían colegiarse?

- El futuro debería ser mejor. Sin duda habremos aprendido de esta crisis y de la gestión en ella realizada. Los estudiantes deben afrontar su futuro con esperanza, pues de ellos dependerá que las empresas y trabajadores de nuestro país sean responsables y mantengan unos recursos humanos adecuados. Una buena gestión laboral implica paz social, implica rendimiento y por tanto, mayor beneficio. Nadie debería olvidarlo nunca. En cuanto a la colegiación, deberían hacerlo por varias cuestiones: la primera por estar obligados a ello. El ejercicio de la profesión de Graduado Social requiere colegiación. Nadie puede denominarse como tal sin estar colegiado. Pero principalmente, deberían hacerlo por orgullo hacia nuestra profesión y para unir fuerzas con el resto. El colegio es nuestra sede, nuestra casa y en ella seguimos realizando formación, puesto que siempre la necesitamos, nos reunimos en cursos y conferencias,jornadas y actos diferentes que permiten compartir inquietudes. A su vez, tenemos muchos servicios comunes de los que el Colegiado puede disfrutar. Trabajamos duro para que el Colegio no sea solo una obligación, sino un orgullo para todos los colegiados.

- ¿Siente que se ha tenido en cuenta a los Graduados Sociales como profesionales imprescindibles en la gestión de asuntos laborales de empresas?

- Sin duda. En esta crisis, las empresas habrán notado el tener o no un Graduado Social y me consta que muchos han recibido consultas y han tenido que gestionar situaciones complicadas que requerían de un Graduado Social. No debemos olvidar que somos especialistas en Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social.

- ¿De qué se siente más orgullosa de todo lo vivido en estos seis meses?

- De la unión creada entre los compañeros de profesión.Nos hemos ayudado mucho y apoyado. Está claro que la competencia y rivalidad siempre existe en una profesión liberal como la nuestra pero esta crisis ha primado la solidaridad. Y me siento muy orgullosa por ello.
ENCUESTA
El salón de actos del colegio está adaptado a las normas sobre ventilación contra el COVID, siendo un espacio seguro para la celebración de reuniones y actos. ¿Sabe que el mismo queda a su disposición en la modalidad de arriendo?
1. No conocía que estuviese adaptado a las normas de ventilación contra el COVID.
2. No conocía que se pudiera arrendar.
3. No preciso del arriendo del mismo.
Conocía que se podía arrendar.
Encuesta finalizada